Tras la aguja: André Courrèges

En la Historia reciente de la Moda una de las mayores incógnitas es quién inventó la minifalda. ¿Fue la inglesa Mary Quant? ¿O fue el francés André Courrèges? Ambos proclaman ser los inventores de esta prenda. A lo largo del siglo XX ya hay precedentes de esta prenda, como Josephine Baker con su falda de bananas, pero el origen de la minifalda tal y como hoy la entendemos es a día de hoy todavía discutido.

ANDRE-COURREGESAndré Courrèges, diseñador francés nacido en 1923, puede presumir de ser de los primeros creadores de Alta Costura en adoptar las tendencias de la calle en vez de imponerlas. Los años sesenta fueron una auténtica revolución en la moda, la Alta Costura languidecía, la calle dejaba de fijarse en las pasarelas, para pasar a crear ella misma la moda… Diseñadores como Balenciaga supieron ver el cambio y se retiraron, cerrando sus casas. Otros como Courrèges, Paco Rabanne o Pierre Cardin, en cambio, vieron que ese era el momento, su momento.

Con un pasado como ingeniero civil y piloto durante la Segunda Guerra Mundial, el creador destacó por sus diseños de carácter futurista. Es su propio pasado como ingeniero el que le encaminó hacia un tipo de diseño inspirado en muchas ocasiones en el espacio. No debemos olvidar que es en los sesenta cuando se produce la mayor competencia entre la URSS y EEUU en la carrera espacial. Y Courrèges supo transmitir el espíritu de una época interesada en los viajes espaciales, en la conquista del Universo, a través de sus diseños. A este interés general había que sumarle la revolución de la ropa que se estaba produciendo en la calle, así como en el “Youthquake”, fenómeno cultural por el cual la juventud pasaba interesarse en la moda, la música y la política. Todo a la vez.

51dd01b18cba9fd8a40a132dd1fca156

El prêt-à-porter comenzaba a ser más importante que la Alta Costura, cuyas clientas, de alta edad, se resistían a vestir creaciones más juveniles, más frescas. La edad de oro de la Alta Costura había acabado ya, el prêt-à-porter era realmente lo que importaba al público de la calle. Los primeros en ver este cambio fueron los diseñadores más jóvenes, como Yves Saint Laurent, o nuestro protagonista de hoy.

192951165255443564_jPmBYBl9_f

Si en algo coincidía esta hornada de jóvenes diseñadores era en su aprendizaje: todos ellos se habían formado en los mejores talleres de Alta Costura. André Courrèges había estado más de diez años en el taller de Cristobal Balenciaga, Yves Saint Laurent había sucedido a Christian Dior en la casa del mismo nombre y Pierre Cardin trabajó al lado de Elsa Schiaparelli. Era, en definitiva, una generación de diseñadores altamente preparados, no sólo en cuanto al diseño, sino al corte, al patronaje, algo que todos ellos mostraron en sus colecciones posteriores.

courreges_500-400x560

En 1969 Neil Armstrong se convierte en la primera persona en pisar la Luna, pero ya en 1964 Courrèges había presentado su primera colección inspirada en el espacio, Moon Girl. Entre las prendas, la ya mencionada minifalda. Cortes rectos, geométricos, con una paleta de colores entre el blanco y el plateado, botas altas blancas con apenas tacón, las conocidas como botas Go-Go, y sin apenas decoración, Andrè Courrèges causó total expectación en el mundo de la moda. Por un lado los que le alabaron, por otro los que consideraron que aquello era simplemente una locura. Lo que sin duda hizo esta colección fue nombrarle el diseñador oficial de la Era Espacial. Pocos meses después, las tiendas de moda se llenaban de prendas basadas en el futurismo de Courrèges.

andre courreges cosmic girl 1964

A pesar de ser una colección inspirada tanto en el espacio, como en la calle, en las chicas jóvenes, era una colección pensada para la clientela con poder adquisitivo. Y esas eran las mujeres de mediana edad, por no decir ya ancianas. Mujeres de cincuenta años vistiendo como jovencitas de veinte años.

courreges2-400x525

El porqué de esta paradoja se encuentra en la propia prenda: André Courrèges no cortaba y cosía la prenda, él la “fabricaba”. Es en el proceso suyo de creación donde se deja ver sus estudios anteriores como ingeniero, así como su formación en el taller del maestro Balenciaga. En ocasiones se le pudo achacar eso, tener una mente más de ingeniero que de diseñador, pero eso era precisamente lo que le diferenciaba del resto.

ea0d35e85d1855a23b7e02c846e7fc7c

Mientras Rabanne experimentaba con los metales, influenciado por sus inicios como joyero, Courrèges lo hacía con materiales nuevos como el vinilo o los sintéticos. Como ya se ha dicho, era una época de investigación, de intentar romper con el pasado a través de una mirada al futuro. “Women of today are archaic in their appearance, I want to help them coincide with their time”, declaraba en 1965 André Courrèges a la revista Life. Toda una declaración de intenciones que se mantuvo a lo largo de su carrera. Siempre mirando al futuro, nunca al pasado.

64f872829b9e6572c162999378f8ca42

Mary Quant, diseñadora en ocasiones comparada con Courrèges, diseñaba para la chica real de la calle, aquella que llevaría la minifalda, no porque fuese algo “a la moda”, sino porque era algo que rompía con lo establecido, con lo anterior. El francés se dio cuenta de que esta clientela era el futuro, ellas eran las que realmente querían lucir sus diseños, y no mujeres mayores. Por ello el diseñador pasó dos años, desde 1965, recaudando fondos para abaratar sus prendas, y que así, el público al que él quería realmente enfocarse, fuese capaz de pagar por sus diseños. Este esfuerzo se vio plasmado en su línea Prototype, frente a su otra línea Couture Future, creada en 1969, de precios más elevados.

36879156526695022_945fe71d88_o

A lo largo de la década de los setenta, ya pasado el boom de la Era Espacial, y afianzado el nuevo sistema de la moda, el trabajo del diseñador continuó fijándose en el futuro, diseñando ya incluso para hombres en 1970. Es la década de los hippies, de una moda que se inspira más en lo natural, frente a los materiales artificiales del diseñador francés. Poco a poco ve como su clientela prefiere a otros diseñadores, como Roberto Cavalli, en sintonía con los nuevos tiempos y las nuevas demandas de la calle, volcada más en el presente que en un futuro incierto.3e06899d7ae827e3d498a3b3aaa473e2

Presenta en 1971 su primer perfume, Empreinte, al que le seguirían varios perfumes más. En 1972 año diseñaba prendas de línea deportiva para los Juegos Olímpicos de Munich. Y el boom de las licencias comenzaba. Casas como Dior o Pierre Cardin sucumbieron a ellas. Courrèges también cayó en ellas, con licencias de todo tipo, como guantes, medias, gafas de sol o toallas. Hacia 1993 la firma tiene, sólo en Japón, ochenta licencias concedidas.

o.12599

En 1993 André Courrèges deja de diseñar, retirándose definitivamente del mundo de la moda en 1998 para centrarse en la pintura y escultura. No sería hasta marzo del 2013 que la casa, refundada en el año 2012 bajo el nombre de Atelier Design André Courrèges, presentaría nuevos diseños en la Semana de la Moda de París.

1780690_741831515841310_631686495_n

Los diseños sesenteros de André Courrèges fueron el mejor reflejo de una época, diseños que son aún hoy en día admirados y reinterpretados por los diseñadores. Tal vez ese era el futuro que el francés supo ver cuando nadie más lo hizo.

Fuente imágenes
Cargo collective
Pinterest
Formidable Magazine
My Fashion Bank
Fragantica
Facebook

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s