THEY GOT THE LOOK: Reyes Magos

2:1 Cuando nació Jesús, en Belén de Judea, bajo el reinado de Herodes, unos magos de Oriente se presentaron en Jerusalén

2:2 y preguntaron: “¿Dónde está el rey de los judíos que acaba de nacer? Porque vimos su estrella en Oriente y hemos venido a adorarlo”.”

pack-portal-de-belen-y-reyes-magos-navidad-playmobil

Magos eran, así nos lo contó San Mateo en su Testamento. Lo de si eran Reyes o no, no está tan claro. El Cristianismo, cargado ya de por sí de simbología, no iba a perder la oportunidad de cargar a estas figuras de aún más simbolismo. Y en Triángulo Magazine no íbamos a perder la oportunidad de analizar el estilismo de estos tres personajes, teniendo en cuenta que es en la Edad Media cuando se establecen los arquetipos de cada uno de ellos. Obviamente, su representación ha ido variando, ajustándose su vestimenta a las modas de cada momento. No podemos olvidar que en la primera representación que se conserva de ellos, en un mosaico en San Apolinar el Nuevo de Rávena, Melchor es el más jóven, Gaspar el mayor y Baltasar tenía la piel más blanca que Miércoles Addams.

re-magi-ravenna

Melchor, el del oro

img061

Es el mayor de los tres. Ronda los sesenta años y con su larga barba blanca nos recuerda un poco a Santa Claus (sí, lo he dicho. ¡A la hoguera!). Nos encanta su capa, con piel de armiño, más propia de la Reina de Inglaterra que de un hombre viajando por la actual Palestina. Vale que por las noches refresca, pero no podemos evitar preguntarnos de dónde sacó Melchor el armiño. ¿Viajaría él personalmente a Europa Central para adquirirlo o se lo compraría a algún comerciante en un mercado en su ruta a Belén? Sí fue a Europa, ¿lo cazó o compró ya la capa hecha? Demasiadas preguntas, ninguna respuesta. Si tuviésemos que asociarle con un tejido, ese sería el terciopelo. No preguntéis porqué, pero sabéis que es así. Melchor y terciopelo van de la mano.

Gaspar, el del incienso

img015

Con una melena, generalmente pelirroja, y barba al viento acompañados de un estilismo muy parecido al de Melchor, Gaspar nos confunde mucho. ¿Es escocés? ¿Es un hijo del demonio en realidad? Teniendo en cuenta que se le cree originario de Grecia, India o, incluso, China, nos despista mucho. Su barba está llena de secretos por revelar. A parte de eso, poco hay que decir de su estilismo: es la versión barata de Melchor. Lo siento por los que Gaspar sea vuestro Rey Mago favorito, porque es un fiasco de rey. Esa capa seguro que ni es de piel auténtica. Un día cogió un trozo de tela, le pegó algodones y pintó algunos con un rotulador. Y se empeña en vestir de rojo, cuando es un color que no favorece a los pelirrojos. Gaspar, te preferimos cuando vas de verde, te resalta el color de los ojos.

Baltasar, el de la mirra

slide_272707_1941296_free

A la hora de vestirse para la Cabalgata, Baltasar se mira al espejo y piensa: “¿Cómo me siento hoy? ¿Rollo Melchor y Gaspar, con pieles o más rollo Las mil y una noches?”. Y es que Baltasar a veces opta por vestirse como otra versión de Melchor, eso sí, más afortunada que la de Gaspar, o con su propia versión de ropa exótica: leopardo, dorados, perlas… Y siempre con un turbante con pluma y un gran pedrusco como tocado. Baltasar, desde aquí aprovechamos para recomendarte que, decidas lo que decidas ponerte este cinco de enero optes siempre por la mejor opción: ser tú mismo.

Fuente imágenes
Pandora Magazine
Non Perfect
Todovirales
Reyes Magos Chiclana

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s